dissabte, 10 de març de 2012

¿Donde la energía brota del suelo, también puede existir sentido común?

Llevo una semanas trabajando en Qatar y en los Emiratos. El objetivo principal de mi trabajo aquí es la construcción de edificios terciarios y singulares, algo que parecía inacabable en Europa como ahora lo parece aquí.
Ya desde el primer aterrizaje y toma de contacto con Doha, algo parece desbocado y falto de sentido: ni en los mejores tiempos de la orgía inmobiliaria española, ni siquiera con expos, juegos y similares por en medio, habia presenciado tal pandemónium sinfónico de pilotadoras, martillos, grúas y montacargas a todas horas del día y la noche. Media ciudad esta vallada, otro tercio remata torres de 40 plantas y otro tercio ve la amenaza de la piqueta. Cuando además descubres que prácticamente todo el capital que financia este festival tiene casi un mismo propietario, la familia del Emir, te estremeces. Estamos hablando de centros de convenciones de 1,500 millones de dólares úno sólo. Una torre sencillita, de la cincuentena de las que se están construyendo ahora mismo en West Bay, Al Saad, The Pearl o Lusail, te cuesta la módica cifra mínima de 150 millones. Y no hablemos de centros comerciales cinco veces mayores que uno español o de varios estadios del tamaño de Cornellá-El Prat.
¿Y de dónde surge este manantial inacable?. Sobretodo del gas natural. Existen ya unas modernas líneas de tren en Qatar desde el norte. ¿Y que transportan?. Sólo gas licuado, que se embarca con destino a todo el mundo. Ya son el principal productor de GN del mundo, por delante de Algeria y Nigeria.
Pero lo más divertido es que aquí, en Qatar, el GN no se utiliza nada más que para las antorchas de los pozos. No existe ni una calefacción ni ACS, ni un vehículo, que funcione a gas. Sólo en algunas modernas centrales de ciclo combinado parece usarse, supongo que cuando está cerca de algún pozo. Y es que les conviene mucho más venderlo que usarlo.
La energía reina aquí es la eléctrica en edificios, aunque sea mediante efecto Joule, y la gasolina pura y dura en sus Toyotas Land Cruiser sobredimensionados V8 (tan populares como en España los Ibiza). Cuando llenar un depósito cuesta 15 euros...
Sin embargo, algunos aspectos sorprenden y dan esperanza. Ahora mismo, en mi aparthotel de West Bay, estoy disfrutando de la mayor red de District Cooling del Mundo: Qatar Cool http://www.qatarcool.com/ourcustomers.php
Capaz de alimentar, mediante sus dos redes y cuatro centrales, a más de 47 torres con 2 millones de metros cuadrados construidos y a toda la zona residencial de The Pearl, de 41,000 residentes, hace empequeñecer los fastuosos proyectos del 22@ en Barcelona. Que en España, donde utilizamos el aire acondicionado casi 6 meses al año, no hayamos sido capaces de crear redes ni remotamente parecidas, es vergonzoso.
Por otro lado, la que según algunos es incipiente, tecnología de leds, aquí es lo común en iluminación pública, sobretodo ornamental. En ningún lugar del mundo he visto un uso más masivo de leds. Eso sí, para iluminar los cientos de ventanas de los edificios históricos del Souq Waliq o los jardines de The Pearl, entre altavoces de Bose para exterior camuflados entre los arbustos emitiendo un hilo musical en Hifi mientras paseas.
En la mayoría de Centros Comerciales, como en España, existen grandes pasillos iluminados mediante techos acristalados. Sin embargo, y mientras que en nuestro país, parece que deseemos captar el máximo de irradiación, para convertir el Mall en un invernadero y refrigerarlo con el triple de la energia que ahorramos en luz natural, aquí aplican el más común de los sentidos y, por ejemplo, los protegen con toldos exteriores. Aunque después coloquen una pista de hielo en la planta baja.
Por otro lado, ya se encuentra a pleno rendimiento la certificación Qsas,basada en LEED y BREEAM:
Pretende que sea la certificación de referencia en la zona, y los promotores de la zona ya buscan aplicarla a sus proyectos.
En definitiva, muy poco a poco y con el márketing por delante, pueden ir adelantándonos los que sí tienen energia barata para siglos, y nos podemos quedar muy atrás los que, siqueremos tener algo, deberemos pagarla cada vez más cara y eso si nos dejan comprarla. Todavía habrá que pagar por adelantado. Que se lo pregunten a Grecia..